Venezuela símbolo de democracia soberana

Square

Las elecciones en la República Bolivariana de Venezuela se revisten de total legitimidad con una participación del 61% de todo el universo del padrón electoral. Sean estos votos oficialistas u opositores encontraron un modo de expresarse fuera de la violencia y decidir su forma de gobierno regional.

Esto significa que la salida democrática con elecciones regionales fue la más acertada, y esta debe ser respaldada a nivel internacional con su reconocimiento.

Hace pocos meses existía una ola de violencia para tumbar a un gobierno legítimamente democrático acompañada con amenazas de invasión militar de una potencia mundial e inclusive existió injerencia de distintos países de la región en los intereses de Venezuela.

Sin embargo y a pesar de existir presión por la potencia mundial, los países latinoamericanos que se atrevieron a inmiscuirse en asuntos internos de la República Bolivariana de Venezuela retrocedieron en su postura para que no exista una invasión militar a ese país. La razón es clara, ya que el pueblo venezolano no cederá jamás su soberanía, lo que implicaría una guerra civil, y además un exilio de miles de venezolanos que tendrían que migrar a los países limítrofes e inclusive a los países que se inmiscuyeron en los asuntos internos de Venezuela, al realizar los cálculos y costos que demandaría tal suceso en este país sudamericano, cedieron en su postura para que se realicen con un silencio tácito las elecciones democráticas.

Ahora solo queda reconocer a nivel de Estados la democracia soberana que expresó en las urnas el pueblo venezolano. Esto ayudará a la pacificación interna y fortalecerá los lazos de integración a nivel continental.

El siguiente paso a seguir es ponernos a pensar a nivel Latinoamérica que Venezuela no es un país lejano, que no es un país aislado de nuestra realidad, es un vecino que necesita de todos nosotros para que salga del problema económico que sufrió y eso en papel que tenemos que tener acciones. Dejemos de lado nuestras camisetas sectarias de límites y protejamos los recursos naturales de nuestro continente, hagamos frente a las nuevas amenazas foráneas que quieren apropiarse de nuestros recursos naturales, es hora de pensar en la construcción de un mundo sin muros como ¡verdaderos Internacionalistas!

 

Ramiro Melendres Argote, Abogado y especialista en Relaciones Internacionales y Temas electorales.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *