Elecciones judiciales tras el fallo del TCP

Square

Por: Fernando Flores Zuleta

Es inevitable que el último fallo del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP), que habilita la postulación del Presidente, Vicepresidente, Gobernadores, Alcaldes, afecte de manera directa las elecciones judiciales, empujando como una forma de molestia el “Voto Nulo”.

Los miembros del TCP se las jugaron, no les quedó otra, prácticamente desde el lunes habrá cambio de autoridades y serán nulas sus acciones o competencias, tras un proceso de transición a nuevas autoridades.

Es probable que se incrementen los votos nulos, pero como bien indican las leyes electorales, el candidato que tenga simple mayoría gana, serán cuatro casillas, y cuatro votos que definirán a las nuevas autoridades del Órgano Judicial y Tribunal Constitucional Plurinacional.

Desde hace semanas que la oposición boliviana ha venido acuñando a golpe de martillo la consigna por el voto Nulo, el mismo que pretende ser una expresión, como indican varios opositores, de rechazo a la forma de preselección de los candidatos, los han acusado de que todos son “masistas”, que por cualquiera que voten responderán al MAS, además con más fuerza se han visto un sinfín de columnas que acusan al actual gobierno como “dictador”, “régimen”, “persecución política” y demás epítetos y adjetivaciones.

La única forma de cambiar la elección de los magistrados es mediante la modificación de la Constitución Política del Estado (CPE), de la reforma al Artículo 182. Que en su parágrafo I indica “Las Magistradas y los Magistrados del Tribunal Supremo de Justicia serán elegidas y elegidos mediante sufragio universal”.

Y abrir la CPE seguro será un dolor de cabeza para miembros de la oposición que se han dado la tarea de hacer campaña para que no se mueva ni una coma, temiendo el peligro de una habilitación del presidente Morales a las elecciones presidenciales 2019.

Hay que recordar que las elecciones judiciales son el resultado de iniciativas ciudadanas presentadas ante la Asamblea Constituyente demandando reformas en la justicia. La mayor parte de las demandas ciudadanas que se recogieron en los encuentros territoriales que organizó la Asamblea Constituyente pedían “elección de jueces”. Fue una conquista popular.

En la época del neoliberalismo, hace más de 10 años, para elegir autoridades del Poder Judicial se lo hacía sin convocatoria, sin reglamento alguno, se lo hacía a espaldas del pueblo, encerrados en el parlamento, en sesiones permanentes y clandestinas, dónde sólo anunciaban al pueblo quienes serían sus próximos magistrados, por lo general cuoteados todos.

Pueda que no sea una forma perfecta, pero es la más avanzada, la más democrática y la que garantiza a las nuevas autoridades judiciales, que no entraron a ese cargo por favor político o una decisión desde arriba, sino una elección democrática por voluntad popular de las mayorías.

Lo que pretende la oposición no es dar una propuesta de forma alternativa de elección de autoridades judiciales, lo que pretende la oposición es boicotear las Elecciones Judiciales, dar motivos para que se le quite al pueblo la posibilidad de elegir, anular su forma democrática e impulsar la forma tradicional o del antiguo régimen neoliberal de elegir por cuoteo político, el voto Nulo no es una forma de protesta, es la manera de rechazar su oportunidad de elegir consciente y razonada por alguno de los candidatos al Órgano Judicial.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *